Su carrito actualmente está vacío.

Sana la relación con tu propio cuerpo y recupera la confianza

November 2020 | Ileana de la Guardia

El cuerpo es nuestro primer hogar, nuestro templo y vehículo motor, alberga las estructuras que nos permiten estar con vida, pensar y ser quienes somos. Alberga el alma.

Una vez que se fractura por motivo de violencia verbal o física es vulnerable y restablecerlo conlleva, muchas veces, terapia profesional y rehabilitación. En ocasiones, la violencia puede venir de donde menos la esperamos- de nuestro propio crítico interno.

El Pilates es una disciplina integral que puede colaborar de manera efectiva y beneficiosa a toda persona que haya vivido o presenciado abuso, no solo por su dimensión física, sino por lograr reunir en su práctica cuerpo-mente-alma, justamente lo que en una situación de violencia se ve afectada.

Durante una sesión de Pilates o de yoga, los profesionales en la materia adaptan el trabajo al ritmo de cada persona, incorporando nuevamente a sus vidas la confianza y la seguridad en sí mismos. Permitiendo redescubrir las capacidades de su cuerpo y luego las sensaciones como dolores, esfuerzos y tensiones, restaurando el equilibrio y el control, paso a paso.

Confiamos en la práctica de Pilates como recurso terapéutico complementario, pues aporta resultados positivos en la recuperación del sentido de propiedad y conexión, sana la relación con el propio cuerpo, mejora la autoestima y el sentimiento de integridad.

Nuestro equipo, compuesto 100% por fisioterapeutas, está preparado para apoyar en el proceso de reconexión del cuerpo y la mente. ¡Escríbenos!